La insólita confesión del Mono Burgos de no haber sido futbolista

La insólita confesión del Mono Burgos de no haber sido futbolista

Durante una entrevista en el diario español El Mundo, el actual ayudante de campo de Diego Simeone en Atlético de Madrid dejó una picante afirmación

por mayo 8, 2017

Durante una entrevista con el periodista Pedro Simón en el diario español El Mundo, el Mono Burgos habló de todo. Entre varios puntos, el ayudante de campo de Diego Simeone en el Atlético de Madrid dejó una imperdible confesión sobre que pasaría si no hubiera sido futbolista.

“¿Hay algo más allá del fútbol?”, le preguntaron al Mono. “Difícil. No me gusta nada que no sea fútbol”, se definió el ex arquero.

“Llévame a un partido de tenis, te estás meando y no podés salir, pasa un avión y no se juega, no puedes hablar ni fumar… Eso son todo problemas para el espectador. Imaginate el baloncesto: los tienen cuatro horas encerrados ahí y cuando salen no saben si se hundió el subte o hubo una Guerra Mundial”, completó la idea el ex Ferro.

dt2

 

Y en esa línea de fanatismo por el fútbol, dejó un pícaro título que recorrió las redes: “De no haber sido futbolista, a mí me habría gustado ser mujer de futbolista”.

Respecto de la relación con su amigo Simeone, estimó que “el papel de primer y segundo entrenador es como esos dúos de las películas de éxito. Como Robert De Niro y Joe Pesci. (…) Los dos somos de carácter fuerte. Pero mi función es equilibrarlo a él. Liberarlo de dudas, de ansiedades. Yo no dudo. Nunca. Cuando vas con la verdad por delante, no dudás. Mi papel es decirle la verdad: están para jugar este, este y este”.

dt

También le preguntaron por las dos finales de la Champions League perdidas frente a Real Madrid (Lisboa 2014 y Milan 2016) y contó que en la primera, donde le empataron en el minuto 93′, le dijo “algo importante” al Cholo, pero que no lo puede dar a conocer.

“Yo no hablo mucho después de los partidos. Trato de callar, de no alterar, me voy. Pero ese día dije algo importante”. “Yo necesito de un pesimista a mi lado para vivir, soy un optimista nato. No puedo llevarme por emociones de jugadas. (…) El Cholo tiene una manera de vivirlo en la que salta, patea, hace así con la gente. Yo tengo que complementar eso, el arquero tiene que ser frío”, contó.

REALICE UN COMENTARIO