La insólita razón por la que el “Burrito” Martínez quiere volver al fútbol argentino

La insólita razón por la que el “Burrito” Martínez quiere volver al fútbol argentino

La novela entre Juan Manuel Martínez y Vélez parecía tener un final feliz, pero todo se complicó al momento de arreglar el contrato y, por ahora, “El Burrito” está lejos del club en el que supo brillar

por enero 20, 2017

El futbolista, que la última temporada fue parte del Real Salt Lake de Estados Unidos, reveló el verdadero motivo por el cual ha insistido tanto en jugar en la Argentina el próximo semestre, a pesar de que aún le quedaba un año de contrato en la Major League Soccer.

Resultado de imagen para burrito martinez

“Uno de mis perros tiene cáncer y le estamos haciendo quimioterapia. Le dieron seis meses de vida. Entonces, rescindí el contrato y estaba con el pase en mi poder. Dada la situación de Vélez y el cariño que le tengo, porque el club no tiene la posibilidad de pagar préstamos o comprar refuerzos por sus problemas económicos, dije ‘voy, juego seis meses, se me va el perro y después continuó con mi carrera, mis desafíos personales y mis sueños por cumplir”, contó al programa “Estudio Fútbol” en TyC Sports.

Más allá del dolor personal por la grave enfermedad de su mascota, Martínez también hizo hincapié en su voluntad de “dar una mano” al “Fortín” durante seis meses. “El Burrito” dijo que, cuando le comentó esto a la dirigencia, le explicaron que no se podía firmar un contrato por solo un semestre y que el vínculo debía ser por 18 meses.
Resultado de imagen para burrito martinez

“Es mentira que a Vélez le haya pedido u$s 600.000 por seis meses como dijeron. Habíamos arreglado u$s 35.000 brutos mensuales y una cláusula de rescisión a costo cero porque yo les avisé que pretendía irme en junio. De hecho el contrato se hacía por 18 meses y no por seis solamente por cuestiones de calendario. Pero cuando me mandaron el contrato me desayuné que le habían puesto una cláusula de rescisión de u$s 2.000.000 netos a pagar en el momento. Entonces les mandé una contraoferta con un sueldo acorde a esa cláusula. Los negocios son para ambas partes: puede que tenga cara de boludo pero no lo soy”. Y siguió: “Vélez hoy no es vidriera para nadie. Quise venir a dar una mano y buscaron hacer negocio”.

En un principio, el ex Boca Juniors iba a formar parte del  equipo de Vélez Sárfield pero finalmente, luego de idas y vueltas, la oferta se bajó.

Minutos después de que Martínez expusiera el contrato, el presidente Gámez salió a bancar la postura del club: explicó que la cláusula únicamente iba a tener validez en caso de que antes del 30 de junio de 2017 Vélez ejecutara la opción de compra, tasada en un millón de dólares, algo que, evidentemente, el Burrito no quería que sucediera, ya que, como había anticipado, sólo pretendía quedarse por seis meses.

REALICE UN COMENTARIO