La semana más triste de todas

La semana más triste de todas

Líonel Messi dejó la Selección y Humo de Primera muestra su desencanto con la decisión del astro que se desempeña en el fútbol club Barcelona. Mirá

por junio 28, 2016

Tristeza. Soy un abuelo después de enterarme lo del Corralito en 2001. No me esperaba que Messi se marche de esta manera, sorpresivamente como la convocatoria de Victor Cuesta a la Selección. Pero pasó y hay que aceptarlo. Da bronca que se haya ido él y no el “Tata” Martino que te arruina más instituciones que Sergio Szpolski y Matías Garfunkel juntos.

Además de la partida del rosarino, también perdimos la Copa y en los últimos años tuvimos menos alegrías que el Partido Obrero. No se nos da, es terrible. Ni los familiares de Nazar*na V*elez tiene tanta mala suerte. Ya no sé a quién echarle la culpa, soy un militante de La Campora discutiendo las propiedades de Cristina.

Lo peor de todo es que otra vez caímos ante Chile. Dos veces en un año. Es como ser derrotado por Gimnasia en una final. Doloroso. Habrá que mirar al futuro, diría Victor Sueiro, y aprender a convivir sin Messi, que va a ser más dificil que ver a Platense campeón de la Champions League.

También se fue Mascherano de la Celeste y Blanca, el tipo con más huevos después de Jorge Rial. Los que no se van a ir nunca son Agüero e Higuaín, que no pueden meter una. Los Coqui Argento del fútbol. No les pido 253 como el Barcelona, solamente UNA. A esos hay que extraditarlos del país, prefieron cien José López ante que veinte Higuaínes. Y qué decir del “Kun”, es el tipo más morfón que vi en mi vida después de Flavio Mendoza. No te toca una pelota ni que le ofrezcas diez gordas a cambio. Nefasto.

Para terminar mi -horrible- nota, me quiero referir a la ola de -garcas- busca-fama que salieron a hacer llorar a sus hijos, escribir cartasy hasta ofrecer bienes propios, con tal de que Messi no deje la Selección -y ellos conigan un manguito extra-. Vayan a laburar, muchachos. Para hacer ese tipo de cosas están Máximo Kirchner, Jorge Porcel o “Piter” Robledo.

REALICE UN COMENTARIO